¿Por qué es importante preservar el Piedemonte Amazónico?

Porque es una franja de 1,468,000 hectáreas de corredores ecológicos que conectan los andes con la amazonia.

Es albergue de 29 ecosistemas y el lugar donde nacen los ríos Caquetá y Putumayo, afluentes del Amazonas.

Existen más de 750 especies acuáticas en la región y más de 40,000 especies de plantas.

Aquí coincide la biodiversidad cultural y natural. Sin embargo, el piedemonte se ve amenazado por prácticas que en el tiempo no son sostenibles.

Caquetá tiene una de las tasas de deforestación más altas a del país, afectando la biodiversidad del departamento. Algunas causas son:

  • La ganadería extensiva
  • El conflicto armado
  • La expansión de la frontera agrícola y Desarrollo sectorial sin planificación.

El uso inadecuado de las fuentes de agua, sumado a la poca información que existe, magnifica todas esas amenazas, lo que se traduce en el deterioro de conectividad del bosque que afecta las poblaciones de aves, mamíferos, peces y la oferta de agua.

El Piedemonte Amazónico posee características excepcionales, y es habitado por comunidades con oportunidad de conservar y flora y fauna única en el mundo.